Seleccionar página

Rosario Central jugó mal, sufrió pero pasó a Almagro por penales y se metió en los cuartos de final de la Copa Argentina. Pero lo más importante: ahora, se las verá con Newell’s en una nueva edición del clásico de la ciudad.

El encuentro, disputado en el estadio de Unión de Santa Fe, acabó 1-1: Germán Herrera anotó a los 31 minutos del primer tiempo, mientras que Leonardo Acosta estampó el 1-1 de penal cuatro minutos más tarde.

En la tanda de penales, el héroe fue Jeremías Ledesma: el 1 atajó dos disparos y le dio la posibilidad a Matías Caruzzo (antes a Zampedri, pero éste falló) de sentenciar la clasificación a la instancia siguiente.